Los atacantes aztecas no han tenido su mejor temporada en el balompié europeo y es preocupante para la selección mexicana.