La pubalgia es una de las lesiones más “traicioneras” y por eso no se descarta nada para intentar que el delantero llegue a Catar.