Mientras El Pistolero se lamentaba, fanáticos de Ghana se mofaban de quien recuerdan especialmente tras lo ocurrido el 2010.