Los lusos no tuvieron piedad y vencieron por un marcador de 10-1 a los nigerianos en su primer duelo de la Copa del Mundo.